Gracias por tus comentarios.
Acabas de añadir este producto a tu lista de deseos.
Acabas de quitar este producto de tu lista de deseos.
Tu lista de deseos está llena. Quita algún producto para añadir más.

2 min de lectura

¿Cómo organizar el frigorífico?

¿Cómo organizar el frigorífico?
¿Cómo organizar el frigorífico?

 

 

Puede resultar tentador soltar la compra semanal sin cuidado dentro del frigorífico y dar por supuesto que todo estará "lo suficientemente frío". Pero lo cierto es que algunas partes del frigorífico son más frías que otras, por lo que son adecuadas para diferentes tipos de alimentos. Si quieres ponerte al día del lugar en el que van los alimentos en el aparato, sigue esta práctica guía.

 

 

 

Estantes superiores

 

La parte superior del frigorífico es un poco más cálida, por lo que es mejor poner aquí los alimentos que no necesitan cocinarse. Esto incluye carnes cocinadas y curadas, y restos de comida que has hecho antes.

 

 

 

Estantes centrales

 

Esta es la zona ideal para los productos lácteos como la leche, el yogur y el queso. Los huevos también van bien en este estante, ya que ofrece una temperatura constante agradable.

 

 

 

Estantes inferiores

 

Los estantes inferiores del frigorífico son los más fríos, por lo que son el mejor lugar para la carne y el pescado crudos. Conservar toda la carne cruda en un estante también ayuda a evitar la contaminación cruzada.

 

 

 

Cajones

 

Aquí es donde debes guardar la fruta, la verdura, las ensaladas y las hierbas.

 

 

 

Bandejas de la puerta

 

Esta es la parte más cálida del frigorífico, por lo que es ideal para los productos con conservantes naturales como las mermeladas y los condimentos. 

 

 

 

Los mejores consejos para guardar los alimentos

 

  • Conserva los alimentos cocinados y crudos por separado, y mantén envueltos la carne y el pescado crudos.
  • Utiliza recipientes de cristal siempre que puedas, ya que el cristal mantiene mejor el frío.
  • Ajusta la temperatura del frigorífico entre 1 °C y 4 °C.
  • Si quieres que el queso blando y la mantequilla se mantengan blandos, puedes conservarlos en las bandejas de la puerta.
  • Conserva las ensaladas y las hierbas lejos de la parte posterior del frigorífico. El frío puede llegar a congelarlas.
  • Los aguacates, los plátanos, las nectarinas, los melocotones, las peras, las ciruelas y los tomates se deben conservar fuera del frigorífico, ya que liberan gases que pueden provocar que se estropeen otros alimentos.

 

 

¿Prefieres hablar con alguien?