Gracias por tus comentarios.
Acabas de añadir este producto a tu lista de deseos.
Acabas de quitar este producto de tu lista de deseos.
Tu lista de deseos está llena. Quita algún producto para añadir más.

3 min de lectura

Lavado a mano frente a lavavajillas: ¿qué es mejor?

Lavado a mano frente a lavavajillas: ¿qué es mejor?
Lavado a mano frente a lavavajillas: ¿qué es mejor?

 

 

El argumento en defensa del lavado a mano es doble. Algunos dicen que nunca utilizarían un lavavajillas porque lavar a mano es simplemente más respetuoso con el medioambiente. Otros afirman que los resultados de limpieza son mejores.

 

 

 

Ahorro de tiempo

 

Lavar los platos a mano lleva mucho tiempo. No hay mucho que decir en contra al respecto. ¿Pero cuánto tiempo te permitirá ahorrar un lavavajillas? Lavar un lavavajillas cargado por completo (con platos, cubiertos y utensilios) a mano puede llevar hasta una hora. Los lavavajillas tardan entre dos y tres horas en completar un lavado, pero debes tener en cuenta que te ahorras unas cuatro horas a la semana de esfuerzo manual. Piensa en todo lo que podrías hacer con todo ese tiempo extra.

 

 

 

Cuidado de la vajilla

 

A algunas personas les preocupa que los platos y los vasos se dañen en el lavavajillas y piensan que es más seguro lavarlos a mano. Un lavavajillas cargado correctamente no debería producir daños en los platos y el resto de utensilios. Solo tienes que asegurarte de dejar fuera del electrodoméstico todos los utensilios que no sean aptos para lavavajillas. 

 

 

 

Rendimiento de limpieza

 

Si crees que lavando a mano disfrutas de una mayor calidad de limpieza, piénsalo de nuevo. Incluso con guantes de goma, nuestras manos no pueden soportar la temperatura del agua necesaria para eliminar las bacterias. Un lavavajillas calienta el agua hasta 60 °C, con lo que se eliminan la mayoría de las bacterias. Además, los potentes chorros de agua arrancan la comida y la suciedad de las superficies de los utensilios de cocina. Si los comparamos, los resultados del lavavajillas son casi siempre mejores a los del lavado a mano. Dicho esto, debes cargar correctamente el lavavajillas para asegurarte de que el rendimiento de limpieza es óptimo. 

 

 

 

Ahorro de dinero

 

Debido al coste inicial del aparato y a su consumo de agua y energía, a algunas personas les preocupa que un lavavajillas solo sea un gasto desmesurado. ¿Un lavavajillas te permitirá ahorrar dinero? Esta cuestión es un poco difícil de responder, porque depende de los hábitos de uso y el tamaño de tu casa. Dicho esto, en la mayoría de los casos, durante su vida útil un lavavajillas te permitirá ahorrar dinero en comparación con el lavado a mano, simplemente porque utiliza el agua y la energía con mayor eficiencia que el lavado a mano. Y, por supuesto, está todo el tiempo que te ahorrará. ¿Qué precio le darías a eso?

 

 

 

Impacto medioambiental

 

Un lavavajillas utiliza mucha electricidad y agua, por lo que lavar a mano debe ser más respetuoso con el medioambiente. Pues bien, no es así. Incluso los lavavajillas más grandes solo utilizan unos 12 litros de agua por ciclo, mientras que la mayoría de fregaderos de cocina necesita entre 20 y 30 litros de agua para llenarlos. Además, es probable que tengas que cambiar el agua si vas a lavar a mano la cantidad de la que puede encargarse un lavavajillas de 12 cubiertos. Utilizarás siete veces más agua si lavas a mano que si utilizas un lavavajillas durante un periodo de 10 años.

 

En cuanto a la energía, un lavavajillas utiliza electricidad para calentar el agua que necesita y, puesto que necesita menos agua que un fregadero de cocina, se utilizará menos energía que al lavar a mano. Durante un periodo de 10 años, un lavavajillas utilizará aproximadamente la mitad de energía que al lavar a mano.

 

En definitiva, siempre que se utilice de forma sensata y eficiente, un lavavajillas vence al lavado a mano en casi cualquier aspecto.

 

 

¿Prefieres hablar con alguien?