Gracias por tus comentarios.
Cancelar
¿Seguro que quieres vaciar tu lista de deseos?
Has añadido este producto a tu lista de deseos
No puedes añadir más a la lista de deseos
Solo puedes comparar productos de la misma categoría.
Acabas de añadir un artículo para comparar. ¡Sigue!
El artículo se ha eliminado de la lista de comparación.
La lista de comparación está llena.
Solo hay 1 producto en la lista. Añade más para comparar.

lectura de 1 min

Ensalada de naranjas, cebolleta, apio y bacalao

ENSALADA DE NARANJAS, CEBOLLETA Y BACALAO_web
ENSALADA DE NARANJAS, CEBOLLETA Y BACALAO_web

Comida

Entrante

Dificultad

Media

Duración

30 min aprox.

Ingredientes

  • 6 lonchas finas de bacalao desalado
  • 5 naranjas bien jugosas
  • 1 rama de apio fresca tierna
  • 1 cebolleta fresca tierna
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Piel de naranja confitada
  • Albahaca fresca
  • Una pizca de sal

 

Paso a paso

 

1. Pelar las naranjas y cortarlas en gajos gruesos o en rodajas finas, siguiendo las juntas de la pieza, y dependiendo del gusto de cada uno. Lo más importante es que las naranjas tienen que estar muy frescas y estar bien jugosas, con la pulpa bien apetitosa.

 

2. Con ayuda de un cuchillo bien afilado quitarle todos los hilos que tenga al apio fresco y cortarlo en tiras finísimas.

 

3. Hacer lo mismo con la cebolleta fresca, cortarla también en tiras de tamaño similar al del apio fresco.

 

4. Poner en un colador las cebolletas y el apio en tiras y pasarlas bien por agua para eliminar el gusto a cebolleta cruda. Esta operación la haremos un par de veces para que se laven bien.

 

5. Comprobar que el bacalao está bien desalado antes de montar la ensalada, para no llevarnos sorpresas. Habitualmente el bacalao suele desalarse unas 48 horas en agua en la nevera, cambiando dos o tres veces el remojo.

 

 

Acabado y presentación

 

1. Sobre las naranjas, dispuestas en orden en un plato o cuenco, colocar las lonchas finas de bacalao.

 

2. Secar  perfectamente con ayuda de un trapo las cebolletas y el apio y añadirlos a la ensalada.

 

3. Sazonar y regar con aceite de oliva virgen extra y con la piel de naranja confitada. Añadir al final unas tiras finas de albahaca.

 

4. Si nos es complicado confitar la cáscara de naranja en almíbar o encontrarla en el mercado, podemos sustituirla rallando directamente la piel de la naranja lavada sobre la ensalada

 

¡Listo!

Compartir

¿Te ha resultado útil?